INCLUSIÓNNEAE

El PT, una figura imprescindible en nuestras aulas

La Pedagogía Terapéutica, en la revista P y M, un elogio a nuestra profesión.

P y M (Padres y Maestros), fundada en 1965, es una publicación trimestral de acceso abierto dedicada a temas educativos, que edita la Universidad de Comillas (Madrid), concretamente el Departamento de Educación y Métodos de Investigación y Evaluación de la Facultad de Ciencias Humanas y Sociales.

Recientemente, han dedicado un número monográfico (365/2016) a la Pedagogía Terapéutica, con un buen número de artículos que vienen bien para tomar y abrir la mente a nuevas experiencias de personas que trabajan en nuestro mismo campo. Entre los temas que aborda están la figura de los maestros PT, la a los alumnos ciegos y con baja visión, la de los alumnado sordo, los momentos en el Aula PT, la nuevas tecnologías…

Ofrecemos la presentación de este número, y abajo, el enlace a todos los artículos:

El PT, una figura imprescindible en nuestras aulas

  1. Rosa Salas Labayen, Doctora en Pedagogía

Con frecuencia, cuando empiezo mi asignatura (Dificultades de Aprendizaje y Educación Inclusiva) en la Universidad Pontificia Comillas explico a mis alumnos que no podemos entender nuestra realidad de hoy si no somos capaces de adentrarnos en la Historia de lo que ha sido el trato y la consideración social hacia las personas con discapacidad. Porque no estaríamos dónde y cómo estamos hoy de la misma manera si nuestra Historia hubiera sido distinta.

Por ello, les digo a mis estudiantes que en el primer tema vamos a contar un cuento… Una historia que no siempre es simpática y agradable y que a veces es tortuosa, incomprensible e incierta. Esta historia no deja de ser ni más ni menos que la Historia de toda la humanidad.

Y esta primera clase se inicia tal y como comienzan los cuentos: “Había una vez…”. Y comenzamos a hablar sobre la prehistoria y qué hacían con las personas que presentaban una discapacidad evidente, pasamos a Egipto, Grecia, Roma, la Edad Media y vamos recorriendo los pequeños (en realidad grandes) pasos que se han ido danto hasta llegar a nuestros días. Suele ser una clase que impacta mucho a los estudiantes y que les hace pensar sobre las implicaciones de “ser diferente” en una sociedad de “normales” que imponen su criterio y su forma de ver la vida; que deciden la vida o la muerte de aquéllos que se diferencian; que los temen, los rechazan o los idolatran; que los abandonan, los protegen o legislan para ellos. La vida misma…

Pero esta clase nunca termina con un “colorín colorado, este cuento se ha acabado”; yo les explico que este cuento no ha terminado; que cada uno de ellos irá contribuyendo a escribir nuevas páginas y que la narración avanzará de la forma en que ellos vayan decidiendo que lo haga; que ellos son los escritores de esta historia de ahora en adelante.

Desde el ahora, desde el hoy, queremos, en este número monográfico, hacer la semblanza de uno de los muchos profesionales que trabajan con los alumnos en las aulas: los maestros especialistas en pedagogía terapéutica, a los que solemos denominar como PT. Seguramente cuando alguien lea este número en la distancia, dentro de 30 o de 40 años, sentirá que sus letras están a años luz de lo que se piense, se haga o se crea en ese momento. Pero esto es, en sí mismo maravilloso, porque supone que el ser humano evoluciona, cambia, crece y, esperemos, mejora.

Con el fin de dar una visión amplia del trabajo que llevan a cabo los PT en los centros educativos, se ha intentado dar una panorámica amplia de los distintos contextos en los que puede trabajar un PT y de las diferentes formas en las que lo hacen. Esperamos que este número sea ilustrativo para los maestros actuales y para los que ahora están pensando en serlo o se están formando para ello y que ayude a dar a conocer una figura fundamental en nuestras aulas.

pedagogaterapetica_1_original

Accede al número completo de la revista en este enlace

Artículo anterior

JUEGO DE NAVIDAD Y AÑO NUEVO

Siguiente artículo

Refuerzo de mates para 1º de Primaria con Jazmine.

2 Comentarios

  1. 2 diciembre, 2016 de 6:32 pm — Responder

    La figura del PT es imprescindible! Muy buen post, ¡saludos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *